icono favoritos Añadir a favoritos
icono inicio Hacer página de inicio
Lunes 11 de Diciembre del 2017

Noticias de Salud

imprimir
Compartir en... Compartir en Google+

Convivir con una hernia de hiato

La aparición de una hernia de hiato es más común de lo que pensamos. El 20% de la población la tiene; sin embargo, tan sólo la mitad de estas personas presentan síntomas o pequeñas molestias. Cuando el problema es más acentuado y molesto, es necesario tratarlo y adoptar una serie de hábitos saludables para que no vaya a más.

SU ORIGEN

La hernia de hiato se produce cuando parte del estómago sale por la abertura del diafragma y se coloca en el tórax.

Esta alteración surge por un debilitamiento de los músculos diafragmáticos que puede producirse por sobrepeso, tos crónica, estreñimiento, estrés, tabaco, malas posturas, vómitos continuos o tareas que requieren contracciones prolongadas y violentas de los músculos.


PONLE REMEDIO

Cuando existen sospechas de tener una hernia de hiato, hay que acudir al médico, porque puede derivar en problemas en el esógafo, como esofagitis (inflamación por reflujo ácido) o úlceras.

Los medicamentos que se utilizan en estos casos son aquellos que disminuyen la acidez de estómago o favorecer su vaciamiento. Cuando los síntomas son más agudos o la hernia tiene un gran tamaño, es necesario pasar por el quirófano.


DÍA A DÍA

  • Es muy importante que no te acuestes ni te agaches justo después de cenar, para evitar que la comida y los ácidos gástricos suban al esófago.
     
  • No lleves cinturones, fajas ni ropa apretada que aumenten la presión abdominal.
     
  • Levanta la cabecera de la cama entre 10 a 15 centímetros para dormir (colocando varios almohadones o levantado la zona de la cabeza si la cama es articulada o con tacos bajo las patas del cabecero), pues así es menor la cantidad de ácido que sube al esófago.
     
  • Haz al menos cinco pequeñas comidas equilibradas y con el mínimo de grasa. Mastica bien todos los alimentos.
     
  • Toma la comida templada. El exceso de calor o de frío irritan la mucosa gástrica.
     
  • Evita los condimentos picantes y las especias. Los lácteos, mejor desnatados.
     
  • Cocina bien las legumbres y tómalas en pocas cantidades.
     
  • No abuses de las verduras que producen gases, como la col, la coliflor o el repollo.
     
  • El chocolate, el alcohol, el café, los cítricos y la salsa de tomate no son recomendables.


ACUDE AL MÉDICO SI...

  • Sientes “quemazón” en el centro del pecho.
     
  • Tienes digestiones pesadas.
     
  • Te cuesta tragar los alimentos.
     
  • Tienes dificultades para respirar u opresión en el pecho. En este caso debes acudir a Urgencias, porque es posible que la hernia se haya estrangulado.

 

Enlaces Relacionados

  1. Columna y hernia discal (03/10/2016)
  2. Hernia inguinal
  3. Ciática y hernia de disco (30/03/2016)
  4. Ardor, acidez y hernia de hiato (15/12/2015)
imprimir

<< volver

Club gente saludable   Certificación de Web de Interés Sanitario de PortalesMedicos.com
Compruébelo aquí
  SSL Certificate
SSL Certificate